¿Qué cocinar con niños? 5 ideas de recetas

5 ideas de recetas para cocinar con niños

 

¿Por qué cocinar con los niños y las niñas de la casa? Son muchos los adultos que tienen gran parte de sus recuerdos infantiles junto a los fogones. Parte de ellos aprendieron a cocinar viendo a los adultos mientras hacían los deberes en la mesa de la cocina. Otros, han tenido la suerte de adquirir en ese mismo espacio secretos culinarios que han pasado de generación en generación. Sin duda, preparar la comida con niños es muy positivo desde muchos puntos de vista. La cocina es un centro logístico donde se dan tareas creativas de tipo colaborativo y en donde se puede aprender a cuidar de la salud a través de los alimentos. Cocinar con niños puede ir más allá de aliñar una ensalada o guardar en su lugar correcto los tarritos de especias. Pasadlo pipa todos juntos con estas 5 ideas de recetas rápidas y sencillas para cocinar con niños y niñas.

 

Qué cocinar con niños

 

Encontrar momentos de calidad para estar en familia es, en muchas ocasiones, difícil. Esta es una de las razones por las que cocinar con niños, pero no la única. El trabajo en equipo, el desarrollo de la estética, la concentración, la coordinación y la inteligencia espacial son otras habilidades que se adquieren cocinando. La imaginación vuela cuando somos capaces de abrir el frigorífico y plantear un plato delicioso espontáneamente con unos pocos ingredientes. Las bondades de la alimentación como una de las piezas claves de la salud también puede transmitirse en la estancia con mejores aromas de la casa. En la cocina se pueden aprender colores, sabores y todos los nombres de los cereales, frutas, pescados, verduras, carnes y cómo combinarlos saludablemente. Y por qué no, podemos enseñar también todo ello en otro idioma. ¿Más ideas de por qué es importante cocinar con niños? Te damos la respuesta en forma de 5 ideas de recetas rápidas y fáciles:

 

  1. Tartaletas de hojaldre caseras con Pintxo® Aguinamar. A los niños y niñas les encantará hacer tartaletas con moldes aptos para uso infantil con los que cortar la masa. También es posible cortar la masa con forma redondeada gracias a un vaso u otro tipo de recipiente que nos sirva para ello. Rellenar las tartaletas además de ser divertido, sirve de práctica para adquirir el sentido de las cantidades y el manejo de las destrezas motoras.
  2. Obento de arroz con Colas de Langostino® Aguinamar. Desde el sushi a las salsas dulzonas como el teriyaki, la cocina japonesa resulta ideal para cocinar con niños. Sus esmeradas formas de presentación y lo divertido que resultan sus elaboraciones encantarán a todos los miembros de la casa. De igual manera, muchas recetas japonesas son opciones perfectas si te preguntas qué cocinar con niños sin fuego. Un ejemplo claro se encuentra en la técnica del obento o preparación del tupper para llevar al colegio o el trabajo de los adultos. Además de ser algo muy entretenido y creativo de hacer, las diferentes combinaciones de obento presentan un gran equilibrio nutricional. Para este obento en particular realizado con niños vamos a preparar bolas de arroz con papel film transparente y rellenarlas de marisco, pescado o verduras cocidas. Estas bolas se decoran con algas para figurar el cabello y los bigotes de personajes inventados y se pintan con salsa de tomate los ojos, la nariz o la boca.
  3. Piruletas de tempura de mejillones Aguinamar®. Los mejillones son uno de los alimentos más completos que existen, aunque su textura puede resultar algo complicada a los peques. Sin embargo, en nuestro favor juegan varios factores. El primero es explicar a los niños y las niñas las propiedades del pescado y marisco involucrándolos en una receta como esta. Igualmente, presentar los mejillones en una piruleta y con la textura crujiente de la tempura hará el resultado será realmente irresistible.
  4. Barquitos de verduras con Aros de Mar ® Aguinamar. Siguiendo en la misma línea de combinar colores y de introducir texturas y sabores más difíciles de aceptar por los niños, utilizaremos calabacines rellenos de verduras y los acompañaremos de Aros de Mar Aguinamar®. Con ellos, proporcionaremos proteínas a este saludable plato y de paso, nos servirán para realizar el mar sobre el que navegan los barquitos. Vacía unos calabacines cortados en forma de barquita y escáldalos en agua hervida para rellenarlos de verduras. También se pueden hacer al horno con un chorrito de aceite por encima para que no se sequen. Cuando están listos, se confecciona una vela con una rodaja de zanahoria y un palillo. Una vez fritos, se cortan los Aros de Mar en semicírculos recreando las olas del mar y se colocan los barquitos de verduras sobre ellos.
  5. Gominolas y golosinas caseras. ¿Una tarde de invierno lluviosa? ¿Se acerca un cumpleaños y quieres involucrar a los niños para la merienda? Hacer chucherías caseras es muy sencillo con algunos ingredientes. Las famosas nubes de algodón, por ejemplo, se hacen con gelatina, fructosa, azúcar y vainilla mientras que las gominolas caseras con puré de frutas, azúcar y gelatina o, en su versión vegetariana, un alga espesante, el agar-agar.

 

Vota post